A veces miras el mundo con incredulidad.
Como diciendo, no, esto no es así.
No puede ser así.

Pero es.

 

Y entonces todo lo que llevas encima se convierte en una losa.
Los párpados caen.
La piel de tu cara se arruga.
Tu ánimo se llena de escarcha.
Tu cuerpo se endurece, se vuelve rígido.

Tu mente se apaga.

 

Porque no sabe qué hacer.

Tagged with:
 

2 Responses to Pero es.

  1. Aura gris dice:

    Puede volver a encenderse en cualquier momento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *