No son muy de mi estilo, porque son posados y las fotos eran para otra cosa. También sé que no son tan monos como en la anterior entrega.

Sin embargo, son los mismos perritos, que van creciendo.

Tagged with:
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *